General

José Antonio Reyes, ejemplo de sevillanía

jose antonio reyes

avatar javiAbandona el fútbol de élite alguien especial, gran futbolista y mejor sevillano. Cuando Reyes debutó en el Sevilla en enero del 2000 yo tenía nueve años. Es un ídolo de mi infancia y con él se va parte de ella. Un palo. Siento como si acabaran de poner una hipoteca a mi nombre. No puedo disimular el disgusto. Como homenaje, qué menos que repasar algunos de los momentos que nos ha regalado el utrerano, no solo sobre el césped. En su primera etapa como sevillista era un modelo de jugador de la escuela sevillana: desborde, quiebro, sprint, explosividad, desmarque… En su segunda fase en el Sevilla regresó transformado en el pase al pie, el cambio de juego, el balón cosido a la bota, la asistencia de gol, la elegancia… Dos caras de un auténtico crack dentro y fuera de los terrenos de juego.

La camiseta del Betis y la tarta de cumpleaños

reyes betis Que los béticos no se sientan desplazados. Ríos de tinta hizo correr esta imagen. Familiares béticos y su supuesta afición al equipo verdiblanco han sido utilizados muchas veces como argumentos para contrarrestar el orgullo que muchos sevillistas sentían gracias a uno de sus símbolos, como es el zurdo. Cosas del destino, el conjunto del Villamarín se convertiría en su principal víctima en cada derbi. Raro es el clásico (odio esta palabra pero, si vamos a ponernos estupendos, un “clásico” es un Sevilla-Betis, no un Real Madrid-Barcelona, donde hay más coreanos haciendo fotos que aficionados con el corazón a doscientas pulsaciones por minuto) en el que Don José Antonio no decía “aquí estoy” y desequilibraba el partido.

Participación en la Selección Española

Debutó en 2003 con Iñaki Sáez, siendo aún jugador del Sevilla. Cómo olvidar uno de los momentos top del utrerano con el combinado nacional, un año después con Luis Aragonés como entrenador. Se juntaron dos enormes personajes, en el buen sentido de la palabra, en la anterior escena. Juzguen ustedes mismos. Después de esto, la foto con la camiseta del Betis se quedó en una anécdota sin importancia. Sobre todo por la intervención de los medios nacionales y madrileños, para los que los clubes andaluces casi siempre tienen menos interés que una carrera de berberechos.

Madrid, ciudad ‘non grata’

Dejó Sevilla para poner rumbo al Arsenal londinense. Su proyección y las necesidades económicas del Sevilla fueron las responsables. En Londres dejó destellos de calidad y jugadas para el recuerdo con Thierry Henry. Sin embargo, su rendimiento no convenció a los dirigentes del club inglés. Así, volvió a España. Pasó a formar parte del Real Madrid, al que le dio la Liga 2006-2007 con un gol, entre otras cosas. Tampoco fue suficiente para Ramón Calderón, presidente madridista, por lo que Reyes tuvo que irse con su fútbol a otra parte. No fue a parar mucho más lejos. Llegó a la acera de enfrente, al Atlético de Madrid. Los colchoneros no le perdonaban su pasado madridista y le dedicaron todo tipo de cánticos relacionados con su eterno rival, además de otros piropos sobre su bendita procedencia que no aparecen en el vídeo anterior. Poco a poco se ganó a la afición atlética con buen juego y títulos.

Cuando quería tener un clon

Una vez integrado en el Atlético de Madrid, fue víctima de una inocentada. O no. Él estaba tan dispuesto a tener un clon… Total, solo le iban a quitar un pelo. Y mi José no tiene un pelo de tonto. Lo más impresionante es su facilidad para los idiomas. Los envidiosos dirán que en Inglaterra no se adaptó a Londres y que tenía dificultad con el inglés. Ya en Madrid se hizo rápido con el acento de la capital pero aquí lo vemos hablar con su ex compañero Agüero y se expresa como un auténtico argentino. Como si se hubiera criado en la cantera de Independiente.

Sevillanos, yonkis y gitanos

Volvió para cumplir su sueño y el del sevillismo: ganar títulos en el club de su corazón, aquel que dejó cuando el objetivo de los rojiblancos era pasar de la lucha por la permanencia a pelear por clasificarse para competiciones europeas. Lo consiguió. Se proclamó campeón, nada más y nada menos que tres veces, de la UEFA Europa League. Orgullosos. La frase que en otros rincones del país han usado como intento de ofensa a nuestros paisanos, incluido a él, muchos sevillanos la llevamos a gala y presumimos lo que representa. Los sevillistas han visto esas virtudes encarnadas en su hasta hace horas capitán, al igual que muchas otras cualidades. Y así se lo han gritado, además del “y no pueden con él”. reyes puerta jerez

Un artista protagonista de un cuento con final feliz

Este precioso y sevillanísimo cuento con final feliz terminó el pasado miércoles 18 de mayo en Basilea cuando levantó como capitán del equipo la quinta UEFA Europa League del Sevilla FC y de su carrera. “Hoy fácilmente puedo decir que me puedo retirar tranquilo. Es lo que más deseaba del mundo”, declaró con el corazón José Antonio Reyes. Hasta siempre ídolo. reyes basilea

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
X